Connect with us

Nacional

La mayoría cree que la mano dura es una maniobra electoral, pero la apoyan

Un estudio realizado por la encuestadora Management and Fit, que conduce la politóloga Mariel Fornoni, asegura que cerca del 60% de la sociedad apoya el protocolo para las fuerzas de seguridad federales que lanzó la ministra Patricia Bullrich, aunque cree que se trata de una medida electoral. En medio de la polémica, la llamada doctrina Chocobar, cuenta con altos índices de acompañamiento en la sociedad e incluso rosa la barrera del 60%. Dichos números superan la imagen presidencial de Mauricio Macri, que desde hace varios meses no logra romper la barrera de 40 puntos porcentuales.


Así, el 37,4 por ciento asegura estar “muy de acuerdo” con el protocolo de Bullrich, y un 21,8 por ciento sostiene que está “de acuerdo”. De esa manera, la aprobación de compone de un 59,2 por ciento de la sociedad.
En contra partida, solamente el 39,6 por ciento rechaza la posibilidad de que los efectivos de seguridad puedan disparar sin dar la voz de alto. Dicho segmento se comprende de un 29,7 por ciento que está muy en desacuerdo y de un 9,9 por ciento “algo en desacuerdo”.
El estudio de M&F, arroja que el 46,2 de los consultados creen que la medida mejorará la situación actual. Mientras que un 33,5 por ciento aseguran que se “empeorará” y poco más de un 13 por ciento, sostiene que no generará cambios.
En la misma sintonía, el 46,6 por ciento está en desacuerdo con la posibilidad de que aumenten los casos de gatillo fácil. El índice supera a quienes sostiene que podría empeorar la situación de asesinatos por parte de las fuerzas de seguridad, que se ubican a un punto y medio debajo, con 44,9 por ciento.
A su vez, el 61,9 por ciento considera que el anuncio de Patricia Bullrich estuvo totalmente pensado para sacar una ganancia electoral de cara a la disputa del año entrante. Mientras que el 38,1 por ciento, descree la politización de la seguridad.

Destacadas