Connect with us

Berazategui

Un comerciante de Berazategui tiró 300 kilos de pan en la puerta de Edesur por los cortes

La gente está harta de los tarifazos y los cortes de luz. A tal punto, que un panadero de Berazategui decidió tirar toda su producción afectada por los cortes de luz en las puertas de Edesur.

Lo hizo luego de reiterados reclamos que no tuvieron respuestas. “Nadie hace nada. Hay gente que necesita la electricidad para su salud y nadie hace nada. Yo tengo que laburar un mes para recuperar esta plata”, exclamó desesperado.

Adrián León, un comerciante afectado por los tarifazos y en especial por los cortes del servicio, acudió reiteradas veces al edificio de la empresa encargada de la energía, pero sin lograr una incipiente solución.

Tras no poder terminar con parte de su producción, decidió tirar alrededor de 300 kilos de pan en las puertas de la compañía, debido a que ni siquiera era apta para su donación porque se encontraba agria.
En plena crisis, cada día sin luz, le significó una pérdida de 40 mil pesos. Por su parte, la empresa tampoco asistió con un generador, como le habían reclamado parte del barrio afectado por los cortes.

!Cagones!”, “hagan algo”, fueron los gritos que salieron de la boca del indignado panadero, luego de que el personal de Edesur haya cerrado sus puertas.
“Ayer tiré lo mismo que hoy. ¿A vos te parece mi trabajo en el piso?”, preguntó compungido, Adrián León.

“El año pasado me hicieron lo mismo los hijos de puta estos. Me cansé de ir al ENRE (Ente Nacional Regulador de la Energía). Es lo único que te dicen, parece que te toman el pelo”, aseguró León, quien además agregó que los cortes le pueden “quemar motores y máquinas” de su panadería.

“Estuve tres días sin luz y viene intermitentemente. Tengo que tener el pan todos los días para mis clientes, lo hago a la tarde y a la noche me la cortan”, exclamó el vecino.

El reclamo desesperado del panadero de Berazategui se replica en diferentes puntos del país y la provincia, luego de que el gobierno habilitara a un nuevo tarifazo de luz –que en la provincia llegará al 38 por ciento en los próximos tres meses- y otros aumentos de servicios.

“Nadie hace nada. Hay gente que necesita la electricidad para su salud y nadie hace nada. Yo tengo que laburar un mes para recuperar esta plata”, reclamó León, quien consideró una cierta pasividad de los afectados frente a los aumentos y el mal servicio: “Mañana te aumentan la luz, después el gas y nos quedamos callados”, disparó.

Destacadas