22 muertos, entre ellos niños, tras un ataque suicida en un recital en Manchester, al norte de Inglaterra

Compartir

El ataque ocurrió sobre las 21.35 GMT de ayer al término de un concierto de la cantante estadounidense Ariana Grande.

Una 22 personas murieron, entre ellas niños, tras un atentado suicida junto al estadio de Manchester Arena, al norte de Inglaterra.

En el ataque -ocurrido sobre las 21.35 GMT al término de un concierto de la cantante estadounidense Ariana Grande-, 59 personas resultaron con heridas de diversa consideración, según confirmó el jefe de Policía de Manchester, Ian Hopkins.
Según informó la policía, se cree que el responsable del ataque “actuó solo.
“El autor, puedo confirmar, murió en el Arena. Creemos que el atacante llevaba un artefacto explosivo improvisado que él detonó, causando esta atrocidad”, explicó Hopkins.
Por su parte, la primera ministra británica, la conservadora Theresa May, condenó al “Feróz atentado” y envió sus condolencias a las familias de las víctimas.
El incidente ocurrió al final del concierto de Grande en el estadio Manchester Arena, que tiene capacidad para 21.000 espectadores.

El Manchester Arena es el recinto techado más grande de Europa y es una popular sede de eventos deportivos y musicales.
Un vocero del sello de Grande dijo que la artista estaba “bien” y poco después ella misma describió su estado de ánimo en su cuenta de Twitter: “Rota; desde el fondo de mi corazón, lo lamento mucho mucho; no tengo palabras”, publicó.

Diversos líderes mundiales condenaron el atentado suicida ocurrido anoche al finalizar el concierto de la cantante estadounidense Ariana Grande en Manchester al norte de Inglaterra, donde fallecieron 22 personas, entre ellas varios niños y 59 resultaron heridas.
Entre ellos se encuentra, el presidente francés, Emmanuel Macron, quien condenó el atentado, al tiempo que mostró su solidaridad con el pueblo británico y afirmó que se entrevistará a lo largo del día con su primera ministra, Theresa May,

También el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, condenó esta mañana el atentado suicida.

“Quiero comenzar ofreciendo mis oraciones para el pueblo de Manchester, en Reino Unido, expresar mis condolencias a los heridos en el ataque terrorista y a las familias de las víctimas”, señaló desde Belén en una rueda de prensa conjunta con el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abás.
“Tengo absoluta solidaridad con el pueblo de Reino Unido”, expresó, según publican los medios británicos.
Lamentó además, “la pérdida de vidas de tantos jóvenes inocentes” por “la maldad”, y señaló:”No les voy a llamar monstruos, porque les gustaría ese nombre y los llamó perdedores, “porque eso es lo que son, unos perdedores”.

En tanto, los partidos políticos suspendieron hasta nuevo aviso la campaña electoral para los comicios del 8 de junio en el Reino Unido.

Compartir

Comentarios