Así lo aseguró el director asociado del Hospital Gandulfo, Marcelo Dallorso, donde se encuentra internado el joven de 26 años por un nuevo caso de hantavirus; quien está evolucionando.

 

El profesional dijo que el caso definido por él como autóctono, «no reviste una gravedad epidemiológica» y que es «un hecho aislado porque en la provincia viven 15 millones de personas». Además señaló respecto del hombre oriundo de Claypole que: «su función renal y hematológica están recuperadas y la parte respiratoria ha mejorado muchísimo».

«El paciente está lúcido, con ganas de salir de terapia intensiva. Cuando lo saquemos de terapia no va a estar aislado. Esperamos poder recuperarlo de forma completa, no esperamos que tenga ninguna secuela. Estamos muy contentos por su evolución», añadió Dallorso.

 

Suponen que esto puede llegar a deberse por lo que contó el mismo muchacho, respecto de que tiempo atrás él trabajó en una carpintería de la localidad de Alejandro Korn donde «había muchos roedores».

 

En tanto, en el Municipio de Almirante Brown ya confirmaron que por esta situación, están impartiendo desde la secretaría de salud, «un control de foco con detección de roedores, desratización, fumigación y desmalezamiento».

 

 

Carolina Bisgarra