Tras alcanzar el 51,92 por ciento de los votos, el diputado nacional, se convirtió este domingo en el gobernador electo de la Provincia de Buenos Aires.

Los bonarenses pusieron fin al proyecto de reelección de la actual mandataria provincial, María Eugenia Vidal, quien quedó más de 13 puntos por debajo.

Con el 74,28 por ciento de las mesas escrutadas, el candidato del Frente de Todos le saca una ventaja de casi un millón de votos a la referente de Juntos por el Cambio.

Según los datos relevados, el ex ministro de Economía ya cuenta con 3.886.363 sufragios a favor,  mientras que Vidal alcanza 2.901.950.

Al ser una elección en la que se triunfa por mayoría simple y tras haber obtenido 52 puntos en las PASO, el actual diputado nacional le devuelve al peronismo la Gobernación del principal distrito electoral del país.

De esta manera, Kicillof sucederá a Vidal en la Gobernación y la intendenta de La Matanza, Verónica Magario, asumirá el 10 de diciembre al frente del Senado provincial en lugar del radical Daniel Salvador.

LF