Macri recibió a un grupo de brigadistas que se encuentran listos para combatir los incendios forestales que se registran en regiones de la Amazonia.

Se trata de efectivos pertenecientes al Servicio Nacional del Manejo del Fuego (SNMF) del destacamento Las Golondrinas, compuesto por brigadistas de esa localidad chubutense, de El Bolsón (Río Negro) de y Lago Puelo (Chubut).  

El presidente los felicitó y destacó que la tarea que cumplen es “muy importante” debido al avance del cambio climático que está afectando al planeta en diferentes formas.   

Los efectivos integran la única brigada del país formada y preparada para combatir incendios forestales y colaborar en las contingencias frente a desastres naturales.

La unidad duplicó la cantidad de personal con el ingreso de 30 nuevos efectivos.

La diferencia de esta cuadrilla con los bomberos tradicionales es que se especializan en combatir las llamas sin necesidad de utilizar agua, que es reemplazada por otros métodos, como el de remover la vegetación para que el fuego no pueda alimentarse.

Los brigadistas pusieron de relieve que, gracias a la rápida respuesta del organismo, la extensión de tierra afectada por causa de los incendios forestales se redujo a menos de 250 mil hectáreas el año pasado, lo que representa prácticamente la quinta parte respecto de 2017.

El SNMF forma parte del Sistema Nacional para la Gestión Integral del Riesgo (SINAGIR), que depende de la Jefatura de Gabinete y está a cargo operativamente de la Secretaría de Protección Civil del Ministerio de Seguridad de la Nación.

Su objetivo es articular con las provincias respuestas efectivas frente a emergencias y desastres.

En febrero último, el Gobierno entregó once autobombas con moderna tecnología destinadas al combate de incendios forestales en las provincias donde se registran con mayor frecuencia ese tipo de episodios que afectan a pobladores y productores.

AgenHoy Digital