Comenzó la rosca política para el 2019 y ya hace ruido la fórmula Vidal-Ritondo

Compartir

*Por Jorge Joury

Por los pasilllos de la gobernación, es un secreto a voces que el tándem María Eugenia Vidal-Cristian Ritondo, tiene un 99% de posibilidades de convertirse en la fórmula del oficialismo para volver a dar con éxito la madre de todas las batallas en el 2019. En el entorno de la gobernadora dan por hecha su reelección en la Provincia.

Sostienen que los niveles de aceptación con que cuenta y su credibilidad, están por encima de los de cualquier político.Y si bien especulan con que ella generará un “arrastre” para los candidatos locales, desde Cambiemos quieren jugar también con cartas fuertes sobre todo en los municipios del primer cordón.
Vidal quiere a Gladys González, como candidata a la intendencia de Avellaneda en 2019, para desplazar al kirchnerista Jorge Ferraresi y ganar en uno de los bastiones clave del Conurbano. Si González renuncia como senadora, en la Cámara Alta asumiría José Torello, el primer suplente y un hombre de extrema confianza de Mauricio Macri.
También se fogoneará la candidatura del ministro de Educación Alejandro Finochiaro, en La Matanza, quién rápido de reflejos expuso sus intenciones. “Vamos a dar la batalla más impresionante que se haya dado aquí desde 1983 y la vamos a ganar”, aseguró.
La apuesta fuerte es arrebatarle el sillón a la actual intendenta peronista Verónica Magario. Se estudian además otras movidas en el conurbano, que seguramente serán analizadas durante el próximo retiro espiritual que planea Mauricio Macri con todos su equipo para mediados de febrero, en la residencia ubicada en los acantilados de Chapadmalal.
Otra de las que decidió meterse en la interna bonaerense, es la vicepresidenta Gabriela Michetti. Lo hará con dos candidatos de su riñón: Guillermo Montenegro en Mar del Plata y Walter Klix en Escobar.
Vidal este verano ha puesto todas las fichas en la ciudad balnearia y en su entorno ya reconocen que quieren a Montenegro para disputarle el distrito a Carlos Arroyo, un ex aliado que cada vez entra en mayor conflicto con la gestión de la gobernadora.
Todas las encuestas coinciden en que en sólo dos años al frente del gobierno de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal se ha consolidado como la líder con la mejor imagen de todo el país. Austeridad en el gasto político, administración racional de las cuentas públicas y una muy determinada batalla contra las mafias -que la expuso a múltiples amenazas de muerte y la obligaron a vivir con su familia en una base militar- siguen siendo los pilares sobre los que se cimentó su popularidad. Comentan que el ímpetu de la Gobernadora siempre ejerce una fascinación especial sobre el Presidente.

LO MAS URGENTE QUE HAY QUE ATENDER

Esta mujer joven, que impuso un estilo radicalmente nuevo de hacer política, aún enfrenta enormes desafíos en esta provincia. Los más urgentes son reducir la pobreza y la inseguridad. Pero gracias al pacto fiscal y a la reforma previsional, Vidal tendrá este año 40 mil millones de pesos adicionales a los que tuvo el año pasado. Serán 65.000 millones en 2019. Vidal piensa sembrar de obras fundamentales el conurbano, como agua, cloacas y la urbanización de las villas, para el que requerirá un crédito internacional de US$ 200 millones.
Esa masa de recursos explica lo que es obvio: del éxito o el fracaso bonaerense dependerá el juicio que los votantes hagan sobre toda la gestión de Macri, cuya imagen positiva viene de caer, según mediciones propias, 7 puntos en diciembre. Ese deterioro, que en la Casa Rosada imaginan momentáneo, obedeció en gran parte a la pelea por la reforma previsional que plantearon el kirchnerismo, el massismo y la izquierda.
En cuanto al posicionamiento del actual ministro de Seguridad en la eventual fórmula de Cambiemos para el 2019, ya se están dando las primeras puntadas. Lo primero que se busca, es conformar a los radicales con otra porción política, ya que son socios estratégicos de Cambiemos. Hay quienes aseguran que hace unas semanas Ritondo se reunió con Vidal y su mano derecha, Federico Salvai, para hablar de su futuro político. Allí se habría deslizado la posibilidad de que vaya como su vice. Hay que recordar que en el 2015 Ritondo debió correrse porque a último momento se dispuso incorporar en la fórmula el radical Daniel Salvador.

LA SEGURIDAD EN EL CENTRO DE LA ESCENA

Fuentes confiables revelaron que “Vidal elogia mucho el trabajo de Ritondo por haberse puesto al hombro las luchas contra la denominada maldita policía, el juego ilegal y la lucha contra el narcotráfico. Por esas razones quiere encarar la próxima campaña con el tema seguridad como caballito de batalla”. Ritondo además fue el ministro que más se posicionó en los últimos tiempos en la ofensiva contra los sindicalistas corruptos. Por ejemplo, armó una conferencia en la que celebró las detenciones de la cúpula de la UOCRA en Bahía Blanca, calificando a los dirigentes de “lacras”.También ganó espacio en los medios cuando se produjeron las detenciones de los sindicalistas Juan Pablo “Pata” Medina y Marcelo Balcedo. Vidal destaca entre otras cosas, la cintura de Ritondo para dialogar con los intendentes peronistas. Fue uno de los encargados claves de ese armado para Vidal cuando en el macrismo nadie tenía fe en que fuera a ganar la elección.
Ritondo es un jugador fundamental en el andamiaje de Vidal. A tal punto, que los memoriosos recuerdan que el año pasado hubo una reunión del gabinete de Vidal y el del intendente de Lomas de Zamora, el peronista Martín Insaurralde. Cuentan que a los presentes les llamó la atención el rol que cumplió Ritondo, que se mostraba como pez en el agua, corrigiendo a los demás ministros y haciendo observaciones.
La gente de Insaurralde percibió que el papel de Ritondo estaba por encima del de sus pares de gabinete, en un lugar protagónico que parecía cedido por Vidal. En Cambiemos también saben que el camino es espinoso y que habrá una negociación áspera. Es larga la cola de los que pretenden acompañar a Vidal en la boleta. Consideran que su reelección será número puesto en la Provincia.

EL PRIMO MAS RECHAZADO POR LILITA

Otro de los que suena para acompañar a Vidal, pero que no goza de las simpatías de Elisa Carrió, es Jorge Macri. El primo del Presidente tiene mucho peso en las decisiones de Cambiemos en la Provincia y dan por hecho que querrá ir en la boleta. También se mencionan otros dirigentes. Uno de ellos es Joaquín De la Torre, que juega un papel clave en el armado peronista de Vidal. Otros no descartan la posibilidad de que se vuelva a repetir la fórmula con Salvador. Si bien admiten que el radical ” es poco lo que suma” a Vidal, también dicen que “no resta y siempre cumple”.
En la Casa Rosada, ya dan por hecho un segundo mandato de Macri. “En 2017 jugaron los suplentes, en 2019 saldrán los tres titulares”, sintetizó una alta fuente gubernamental, aludiendo al primer mandatario, a María Eugenia Vidal y el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta. Quienes lo miran de este modo, apuestan a mejorar considerablemente las bancas de Cambiemos en el Congreso y así borrar, aunque sea en parte, los sinsabores de los primeros dos años de la actual gestión. También confían en sumar gobernadores propios. Todo está por verse, de acuerdo a los movimientos que haga el peronismo y lo que ocurra con el rumbo económico que podría alterar el ánimo social.
La inflación y el futuro de la economía crecen como las principales preocupaciones de los argentinos, según una encuesta de la consultora Synopsis, que también confirmó la fuerte caída que sufrió la imagen positiva de Mauricio Macri en diciembre.
El trabajo ratifica que las expectativas económicas se están deteriorando, especialmente el pesimismo sobre la inflación. Esto último se alimentó con dos datos concretos de las últimas semanas: la modificación de la meta de inflación para 2018 y la confirmación del Indec sobre una suba del costo de vida cercana al 25% en 2017.
Por lo pronto, Macri regresará de sus vacaciones poniendo el acento en la agenda internacional, un territorio en el que siente cómodo y suma elogios. Estará en el Foro de Davos, al que también invitó a Vidal. Buscará inversiones reales y tratará de confirmar que a su modo de ver cumplió con las promesas que hizo en ese mismo ámbito hace dos años, cuando recién se calzaba la banda presidencial.

*Jorge Joury es licenciado en Ciencias de la Información, graduado en la UNLP y analista político. Su correo electrónico esjorgejoury@gmail.com. Si querés consultar su blogs, podés dirigirte al sitio: Jorge Joury De Tapas.

Compartir

Comentarios