El empresario textil y diputado, explicó como las políticas que implementa la gestión Cambiemos destruyen la industria y cuestionó la idea de «reforma laboral tal como se la presenta»

«El gobierno está en el Plan Llegar, así llamo yo al plan hacer lo que puedo para llegar a las elecciones, y está planchando el tipo de cambio a costa de generar más deuda», enfatizó De Mendiguren.

A su vez, consideró que «las cifras de la tasa de interés son inmorales, es para que la gente no compre dólares, pero a éste nivel de tasas Argentina es inviable”, y agregó “cada vez que en Argentina hubo atraso cambiario terminó de dos maneras, o mal, o peor”

Respecto a la discusión sobre la reforma laboral, aportó que con el nivel de crisis que hay en el país no es un tema prioritario y dijo que “lo primero es recrear la demanda, aumentar el consumo, para reactivar la economía”.

“Nadie compra una máquina para vender lo que no vende, hay que hacer una reforma para adaptar el trabajo a las nuevas tecnologías, pero no para precarizar a los trabajadores porque no estaríamos martillando los dedos”, cuestionó el empresario.

Por último, afirmó que le preguntaría al presidente Mauricio Macri, ¿cuál es su modelo de desarrollo?, en referencia a los convenios internacionales que eligió, como el de Mercosur- Unión Europea: “Su modelo, ¿Es vender trigo o vender fideos? ¿vender soja o biocombustibles?”

Y finalizó, “Con este modelo que instauró Macri, hoy con China el 85% de lo que les vendemos son granos de soja, no aceite de soja ¿ese es el modelo de integración?” se interrogó, “entonces sobran 35 millones de argentinos o vamos hacia un país de salarios bajísimos, de 100 dólares”, concluyó De Mendiguren.

Agenhoy