De Vido se entregó en Comodoro Py y afirmó: “Mándenle champán a la doctora Carrió”

Compartir
DYN23, BUENOS AIRES, 12/04/2016, EL EX MINISTRO DE PLANIFICACION JULIO DE VIDO, LLEGA A LOS TRIBUNALES DE COMODORO PY. FOTO:DYN/ALBERTO RAGGIO.

El exministro de Planificación fue expulsado de la cámara de Diputados por 176 votos a favor y una abstención.

Gendarmería fue a su casa a hacer efectiva el arresto.  El exministro de Planificación Federal Julio De Vido se entregó este miércoles en los tribunales federales de Comodoro Py, tras ser desaforado por la Cámara de Diputados.

“Mandenle champán a la doctora (Elisa) Carrió”, afirmó De Vido a la prensa al ingresar al edificio, por la entrada de la calle Letonia.

El exfuncionario evitó así el show mediático que se montó en la puerta de su casa de Avenida del Libertador y Coronel Díaz, donde se juntaron decenas de personas para celebrar su detención, y los canales de noticias transmitieron en vivo como Gendarmería ingresaba al edificio a detenerlo.

Pero en ese mismo instante, De Vido se dirigía con sus abogados a Comodoro Py

Desafuero

Pasado el mediodía la Cámara de Diputados aprobó este miércoles el desafuero del diputado nacional del Frente para la Victoria y así quedó sin inmunidad.

La votación resultó en 176 votos afirmativos, ninguno negativo y hubo una abstención, y de esta forma De Vido fue suspendido en su cargo de diputado nacional.

El desafuero fue aprobado por el oficialismo, el Frente Renovador, el Partido Socialista, el Bloque Justicialista y el Frente de Izquierda, entre otros, luego de dos horas y 20 minutos de debate en el recinto.

También la diputada del Frente para la Victoria María Eugenia Soria acompañó la quita de fueros al exministro de Planificación Federal.

El bloque del FPV-PJ había adelantado que no bajaría al recinto para “no convalidar un plan de persecución a los opositores”, luego de admitir que el oficialismo “ya consiguió los dos tercios” de los votos necesarios que permitirán quitarle los fueros al exministro de Planificación Federal y en consecuencia habilitar las dos órdenes de detención en su contra.

La sesión fue presidida por el presidente de la Cámara baja, Emilio Monzó, y no contó con la presencia de De Vido.

Sobre De Vido pesaban dos pedidos de detención, uno efectuado por el juez federal Luis Rodríguez en la causa por supuesta malversación de fondos en la mina de Río Turbio.

El otro fue hecho por el magistrado Claudio Bonadio en la investigación por presuntos sobreprecios en la compra de gas licuado natural.

Compartir

Comentarios