El hombre que acercó a la conductora y actriz al salón de eventos de la localidad bonaerense de Benavídez donde murió fue detenido esta madrugada acusado de «falso testimonio».


Se trata del Raúl Velaztiqui, de 47 años, quien según los fiscales que investiga la muerte de Jaitt mintió en tres puntos durante la declaración que brindó anoche con la que había realizado el fin de semana.

«Había notorias contradicciones entre las declaraciones que hizo ayer de las que hizo el fin de semana», dijo el procurador de la Provincia de Buenos Aires, Julio Conte Grand en declaraciones a la señal de cable Todo Noticias.

En las últimas horas el equipo de fiscales que investiga el hecho comenzó a tomar nuevas declaraciones a las personas que compartieron esa noche con la mediática y, según Conte Grand, se encontraron «incongruencias en las líneas temporales del relato» de Velaztiqui.

El abogado de la familia de Jaitt Alejandro Cipolla sostuvo que la detención y la acusación contra Velaiztiqui «cambia el panorama» y ahora no puede «descartar que haya habido otra intención» en el empresario, si es que «intentó que se borre algo del teléfono».

Cipolla indicó que Velaiztiqui «tuvo mucho tiempo para borrar la información que constaba en el teléfono», por lo que señaló que ahora «no se puede descartar una hipótesis peor», en el sentido de que el empresario «podría encubrir o proteger a alguien».

Natacha Jaitt murió en la madrugada del sábado último en el salón de eventos «Xanadú» por una falla multiorgánica y en su cuerpo se halló rastros de cocaína y clonazepam.

NG