Según el Centro de Economía Política Argentina, el salario mínimo y las jubilaciones sufrieron un importante retroceso después de tres años de Mauricio Macri. Son los grandes perdedores del ajuste de Cambiemos.


En la actualidad, se encuentran en niveles similares a 2001. Ese año el haber jubilatorio mínimo se ubicaba en los 194 dólares, mientras que hoy está en U$S 207. En 2015, último años de Cristina Fernández de Kirchner en la presidencia, llegaba a 373 dólares.
Por el lado del salario mínimo la dinámica es similar: en 2001 alcanzaba los 259 dólares y el actual equivale a 251; en tanto, en 2015 la cifra llegaba a un promedio de 488 dólares.
Esa situación impactó sobre la pobreza, que aumentó en 2018. «Se concluye que el aumento de la pobreza para el segundo semestre de 2018 sería cercano al 6%. Si se toma en cuenta que la medición del segundo semestre de 2017 indicó 25,7% de pobreza, la nueva medición alcanzaría entre 31% y 32% a fines de 2018», dice el informe.
Además, también retrocedió el empleo, en caída libre desde que Cambiemos llegó a Casa Rosada. “Si se considera la tasa de desempleo al segundo trimestre de 2015 (6,6 %, la mínima desde 2003) el 9,6% de desempleo para el segundo trimestre de 2018 implica 387.000 nuevos desempleados en los grandes aglomerados urbanos. Este valor proyectado al total del país implica 645.000 nuevos desempleados”, describieron desde CEPA.

NG