Compartir

El W20, la rama femenina del G20, realizará en la Argentina su cuarta reunión desde su lanzamiento durante el 2018, y en consonancia con la presidencia pro tempore anual que ejerce la Argentina en el Grupo de 20 Países más desarrollados, y que inició el pasado 1 de diciembre.

La idea es promover la ejecución de políticas de género en las políticas generales que debaten los países del G20.

El W20 será como una “caja de quejas”, para una agenda de género que va a ser incorporada en la agenda general del G20, explica Laura Velazquez, presidenta de la Fundación de Estudios Políticos, Económicos y Sociales para la Nueva Argentina.

Los encuentros del W20 comenzaron en el 2014 en Turquía, en el 2015 en China, en Alemania en 2017. Y el próximo 11 de diciembre se realizará el lanzamiento del W20 en el Museo de Bellas Artes, que dará inicio formalmente a la presidencia local.

De esta forma, la presidenta designada del Woman 20 versión 2018 es la argentina empresaria del vino Susana Balbo y copresidenta es uno de los fundadores del Grupo Los Grobo, Andrea Grobocopatel.

El W20 no sólo trabaja con organizaciones de la sociedad civil que promueven tema de interés femeninos, sino también convoca a las empresarias. Por eso las empresarias dentro de este ámbito están tratando de desarrollar políticas para poder achicar la brecha de género

Los tópicos que el W20 abordará de son los mismos que se trataron en Alemania, el país que ejerció la presidencia del G20 durante el 2017. Es decir, se tocarán los temas de inclusión laboral, inclusión financiera, inclusión digital, y el tema de mujeres rurales, que fue una idea que incorporó la Argentina

Respecto de la inclusión financiera, “está comprobado que la mujer no está muy familiarizada con todo lo que tiene que ver con los temas financieros, es decir, ¿están las instituciones financieras otorgando posibilidades para el acceso a las finanzas y al crédito a las mujeres? Esto es para abrir un poco la cabeza y ver qué herramientas financieras tiene la mujer hoy para acceder al sistema bancario, o al sistema de los organismos internacionales, o a los fondos de inversión”, explica Velázquez.

En general, continúa la analista, la mujer tiende a ser conservadora. Generalmente invierte en plazos fijos, y tiene que ver con que tienen poco conocimiento o porque no tienen herramientas.

En cuanto a la inclusión digital. Sucede que en muchos países hay mujeres que no acceden a la cuestión digital, o que no están familiarizadas. En este sentido, se van a promover políticas para que la mujer acceda a la cuestión informática.

“La clave es poder achicar la brecha de género en todas estas cuestiones”, resume Velázquez.

Asimismo, se ha creado un observatorio de Derechos Humanos para esta oportunidad, donde están congregadas todas las asociaciones que han trabajado con el tema de violencia de género, del sida, entre otros.evento.

Durante la conferencia, que se desarrollará durante el 2018, habrá mujeres expertas en fondos financieros, en cuestiones digitales, van a exponer las CEOs, y las ejecutivas que, a modo de ejemplo, tienen un problema de “techo de cristal” que no pueden acceder a cargos directivos.

Compartir

Comentarios