Un funcionario de Peña cobró casi 5 millones de pesos paseando por la Patagonia. Se trata de Sebastián Lew quien estuvo al frente del Plan Patagonia, un programa que nunca comenzó. En 2018 el Concejo Deliberante de Comodro Rivadavia lo citó para que de explicaciones.

Se trata se uno de los proyectos que el Gobierno de Macri había decido poner en marcha pero que sólo terminó siendo una puesta publicitaria que le costó millones de pesos al Estado nacional fue el Plan Patagonia. Al frente de dicho programa que dependía de Marcos Peña estuvo Sebastián Lew, un correligionario radical oriundo de Chubut.

El Proyecto Patagonia que el Gobierno nacional anunció como «un desafío estratégico para que la región sea más competitiva» nunca se puso en marcha pese al plan de 300 obras iniciales prometidas. Con la reestructuración del Gabinete el programa quedó en manos de la Secretaría de Coordinación Interministerial de la Jefatura de Gabinete y reafirmó al dirigente de Cambiemos Sebastian Lew en el cargo.

Luego de un informe en julio del 2018, Lew fue convocado por el Concejo Deliberante de Cómodoro Rivadavia para ser interpelado sobre el proyecto. «La oficina creada no logra articular, coordinar ni producir el más mínimo diagnóstico de las necesidades que podrían llegar a promover el desarrollo regional de nuestra Patagonia«, sostuvieron los legisladores al momento de pedir la derogación del decreto 1041.

Con un sueldo de 200 mil pesos mensuales, alcanzando una suma de casi cinco millones de pesos en los últimos dos años bajo la tutela de Marcos Peña, la tarea de Lew no se ve cristalizada para nada. Paseos por la Patagonia, viajes por el mundo y proyectos extranjeros que nunca se aplicaron fueron la tónica del fallido Plan Patagonia.

Melisa Delgado Niglia