Así lo expresó por la FM 97.7, Marco Riquelme, dirigente político chileno sobre el momento que atraviesa el país. La situación es alarmante y ya se cobró la vida de por lo menos  11 personas, otros ingresados en la unidad de trauma ocular, baleados, atropellados, calcinados y detenidos, en un marco de saqueos, toque de queda y militarización de las calles que comenzó con el aumento del boleto del metro y de las “tensiones para nuestros abuelos y sueldos miserables para los pueblos”.

Son más de 9 mil los policías y militares movilizados en distintas ciudades para “controlar” la furia desatada desde el viernes, cuando la suba de 30 pesos del boleto del subterráneo (un aumento del 3,7%) desató protestas y “actos de vandalismo”, como lo definen las autoridades locales.

Al mediodía volvieron las protestas de los jóvenes en el centro de Santiago y graves incidentes en la ciudad portuaria de Valparaíso con enfrentamientos y represión policial frente a la intendencia.

“Esto tiene que ver con un problema de abuso, de explotación, de miseria de una sociedad que se nos ha caído encima desde hace muchos años. Todo a raíz de acciones que vienen desarrollando los estudiantes secundarios que empezaron con el aumento de la tarifa del metro y a partir de ahí se ha generado que se despierte el pueblo chileno”, expresó por la FM 97.7, Marco Riquelme, dirigente político chileno.

Y agregó: “Esta situación no proviene solamente de los 30 pesos de aumento del pasaje sino que proviene de tensiones miserables para nuestros viejos, abuelos, ancianos, proviene de sueldos miserables para nuestros pueblos”.

Además, Riquelme apuntó a la “oligarquía chilena” que enfrenta situaciones de crisis “reprimiendo y criminalizando la protesta social”. “Somos el país que tiene todo privatizado, con los más bajos estándares de vida. La desigualdad social es lo más grande que hay. Al imperialismo que ha impuesto a nuestros países la hegemonía y la dictadura del capital, lo pueblos no lo aceptan y han empezado a despertarse”.

El dirigente político también se refirió a los derechos humanos ultrajados: “Las violaciones a los derechos humanos son gravísimas. Y eso los medios de comunicación oficiales lo han tapado. Ya hay denuncias respecto a que se han cometido más violaciones a los derechos de las personas que saqueos o acciones ‘vandálicas’”.

“Han saqueado aproximadamente 120 locales, supermercados. La gente no saquea a los locales sino a las grandes empresas como Walmart. Han hecho pedazos los bancos. Salvo en algunos casos, la gente no roba televisores, roba comida o pañales”, concluyó Riquelme.

Melisa Delgado Niglia