Desde el Supa le reclamaron al ministro la entrega de subsidios para los trabajadores de la estiba. Hubo 400 despidos en los últimos años.

Desde el Sindicato Unidos Portuarios Argentinos (Supa) advirtieron por el malestar de los trabajadores de la pesca por el impacto de la crisis económica y no descartaron nuevas protestas en el Puerto de Mar del Plata, en caso de que la Provincia no brinde respuestas.

Para el Secretario General del gremio, Carlos Mezzamico, el emblemático Puerto atraviesa «uno de los peores momentos de su historia», con cerca de 400 despidos en los últimos años.»Estamos al borde de que la gente salga a la calle para exponer su bronca y desesperación», adelantó.

La caída vertiginosa, siguió los pasos de la crisis económica, que tomó un nuevo impulso después de la abrumadora derrota de Cambiemos en las elecciones PASO. De acuerdo a los números del gremio, de descargar 1.300.000 cajones de pescado fresco, se pasó apenas a 280 mil.

Desde el Supa se reunieron hace una semana el ministro de Trabajo bonaerense, Marcelo Villegas, y le pidieron un subsidio para los empleados del sector, tal como se avanzó con el Sindicato Obrero de la Industria del Pescado (Soip).

En paralelo desde la organización sindical mantienen diálogo con las empresas para definir una nueva recomposición salarial en un contexto de licuación permanente de los salarios y una inflación que volvió a repuntar en agosto (4%) y que en septiembre será aún más alta.

«Estamos tratando de mantener la paz social para evitar más problemas y que haya más sufrimiento. Pero llega un momento que al no tener respuestas eso es incontenible. Estamos mal y con toda la situación general que hay en el país estamos peor», sentenció Mezzamico.

Fuente: Diputados Bonaerenses

NG