El dirigente que intentó suicidarse luego de que el Poder Judicial aprobara el pedido de la fiscalía para detenerlo por un plazo de 10 días, finalmente murió en la última hora.

El ex presidente de Perú Alan García permanecía internado en la mañana de este miércoles 17 de abril y era sometido a una intervención quirúrgica luego que fuera capturado por agentes de la División de Investigación de delitos de Alta Complejidad por cargos de corrupción. Sin embargo, no pudieron salvarle la vida.

El dirigente de 69 años se disparó en la cabeza luego que el Poder Judicial aprobara el pedido de la fiscalía para detenerlo por un plazo de 10 días.

Los médicos intentaron salvarle la vida, pero sus signos vitales fueron débiles y la hemorragia es abundante.

“Esta mañana ha sucedido este lamentable accidente: el presidente tomó la decisión de dispararse”, dijo su abogado Erasmo Reyna en la puerta del Hospital de Emergencias Casimiro Ulloa, en Lima.

CB