Jorge Joury: El mal ejemplo del diputado Mauricio Macri con el canje de pasajes aéreos

Compartir

*Por Jorge Joury

Un día durante una charla que mantuve hace unos años con el ex ministro Jorge Sarghini, cuando se desempeñaba como legislador, le pregunté por el papel de Mauricio Macri en la Cámara de Diputados. Me contestó sin dudar un instante: “No le conozco la voz”. El ex alfil de Roberto Lavagna y Eduardo Duhalde, usó aquella vez toda su ironía para ejemplificar el papel del ex presidente de Boca al comando de su banca. Sin embargo rara paradoja del destino, aquel entusiasta ingeniero que prometió “brotes verdes” y el 82% móvil para los jubilados, entre otras cosas en campaña, llegó a la Presidencia para pregonar ejemplos que el mismo se encargó de no dar en el pasado.

Durante su paso por el Congreso, el mismo hombre que cuestiona hoy a los legisladores por cambiar los boletos aéreos por dinero, usó ese mismo mecanismo como cualquier cristiano necesitado de dinero. De esa manera, aumentó sus ingresos de manera significativa entre diciembre de 2005 y marzo de 2007. Los números que brotan de la contaduría del Congreso dicen que canjeó el equivalente a 382 mil pesos. El archivo, que siempre se comporta como un látigo implacable para los políticos, también recuerda algunos dichos de Macri: “Si no te aburre una sesión del Congreso, sos un anormal”, exclamaba mientras era diputado.
El desmemoriado inquilino de la Casa Rosada ahora sostiene que: “Si los diputados creen que su salario no es suficiente, tienen que blanquear la necesidad de tener uno mejor. Pero ese mecanismo de los pasajes no es algo que esté bien, es querer disfrazar algo de otra cosa”.

La historia cuenta que durante su mandato como legislador entre 2005 y 2007, el líder del PRO canjeó 283 de los 287 pasajes aéreos que le correspondían (no hay información sobre los terrestres). Sólo utilizó cuatro pasajes y fue en verano, cuando el Congreso estaba en receso.

En los últimos días, Macri fue uno de los más entusiastas al cuestionar el canje de pasajes y pedir austeridad a los diputados. Sus palabras le valieron un cruce con Elisa Carrió, quien defendió a rajatabla el canje de pasajes y dijo que Macri no sabía hacer política “en forma decente” . Luego aseguró que quiso decir “austera”.

El archivo también recuerda que la agrupación original de Carrió, el ARI, se oponía al canje de pasajes y hoy la líder de la Coalición Cívica-ARI es la primera en defenderlos y figura al tope de la lista de los legisladores que canjearon por 355 mil pesos.

También es importante recordar que, como diputado, el actual presidente era un faltador consuetudinario. Por ejemplo, en 2006 estuvo tan solo en 44 de las 321 votaciones que se realizaron.
Tal vez eso explique por qué no usó prácticamente ninguno de los pasajes que tenía asignados, salvo cuatro que utilizó en enero de 2006, y el resto los canjeó por dinero. Si se tomara la cantidad que canjeó actualizada a dinero de hoy, implicaría 382 mil pesos, por encima del monto que le criticó a Carrió.

Ese monto de dinero corresponde con la cantidad de pasajes canjeados en sus tan solo 16 meses como diputado, dado que luego renunció para ser candidato a jefe de gobierno porteño.
“El camino sería que debatan las cosas como tienen que ser, por eso me parece muy importante el acceso a la información pública y que los argentinos sepan cuánto ganan sus funcionarios públicos”, dijo Macri hace algunas semanas sobre el canje de diputados.

No obstante, el acceso a los pasajes que canjeó no fue sencillo, ya que no están informatizados y hay que encontrarlos en las viejas planillas. Pero el portal Letra P mediante una investigación irrebatible llegó a buen puerto. El sitio informó también con detalle que en su último mes como diputado, incluso, Macri continuó canjeando pasajes. Cambió siete, los que correspondían a marzo de 2007 antes de que iniciara su licencia. Su sucesor en la banca, cuando renunció en julio de 2007, fue Julián Obliglio, que llegó y cambió nueve pasajes por efectivo. Ahora que Macri giró su posición y considera que el canje es ilegítimo, nadie en la Casa Rosada quiso realizar comentarios ante el dato publicado por el portal junto a los correspondientes documentos.

Mientras tanto, el presidente de la Cámara baja, Emilio Monzó, ya comenzó a avanzar en una negociación para eliminar el canje de pasajes y cambiarlo por un monto que se considerará viáticos. La negociación pasó de un primer proyecto para prohibirles a los legisladores porteños y bonaerenses tener pasajes a cambiar el canje de pasajes por un monto de viáticos, algo que comenzará a instrumentarse desde mayo.

Mientras que el canje le podía reportar 40 mil pesos por mes a un diputado, el nuevo monto de viáticos será de 30 mil. Por lo que se sabe, la cifra se actualizará según el índice de variación del litro de nafta de mayor octanaje de YPF en las estaciones del ACA. No habrá que hacer rendiciones sobre cómo utiliza cada diputado ese dinero. Además, los diputados tendrán otros diez pasajes a su nombre que no podrán ser canjeados y vencerán al final de cada mes.

Hay otras variantes por las que podrán optar : son cobrar 20 mil pesos de movilidad y 20 tramos que pueden cederse; o bien recibir 10 mil pesos y 12 tramos de ida y vuelta sin nombre; o, por último, recibir 12 tramos aéreos y 20 terrestres, todos cedibles. Así se cerró el entredicho con Elisa Carrió, quien pidió con tenedor y cuchillo que le dieran gastos por movilidad porque recorre el país en auto. Y según dijo, no puede subir a un avión por miedo a un atentado del kirchnerismo. La pregunta que surge es más que obvia: ¿Es lógico que con los fondos del Congreso haya que pagarle la campaña a la diputada socia del oficialismo?.

*Jorge Joury es licenciado en Ciencias de la Información, graduado en la UNLP y analista político. Además, fue declarado personalidad destacada del periodismo por el Concejo Deliberante de La Plata. Su correo electrónico es jorgejoury@gmail.com. Si querés consultar su blogs, podés dirigirte al sitio: Jorge Joury De Tapas.

Compartir

Comentarios