«Están en manos privadas» y el objetivo es que «pasen al Estado», dijo entre fuertes denuncias a la gestión anterior.

Gabriel Katopodis, ministro de Obras Públicas, volvió a criticar este viernes 24 de enero la política vial del macrismo y anunció que van a revisar «todas las concesiones» realizadas durante la gestión anterior porque «están en manos privadas» y el objetivo es que «pasen al Estado». «Dejaron el Ministerio dinamitado, disolvieron las estructuras», denunció el funcionario.

«Se cansaron de hacer anuncios y lo que encontramos son obras anunciadas que no están», alertó el ministro de Obras Públicas sobre la situación que encontró en su área. «Vamos a ir revisando todas las concesiones. Hay concesiones que están en manos privadas y hemos tomado la decisión que pasen al Estado», agregó en diálogo con ‘El Destape Radio’.

El funcionario explicó que «hay 5 corredores que hemos decidido que a medida que venzan los contratos se van a pasar al Estado», y ejemplificó que «la ruta 188 en la provincia de BsAs, la ruta 9 y 134 en Santiago del Estero, la 8 y 36 en San Luis, van a ir transfiriéndose a manos del Estado».

«Encontramos el Ministerio dinamitado. Lo habían disuelto, cesantearon personal. Dejaron a Argentina sin ministerio de Obra Pública es gravísimo», denunció el exintendente de San Martín y alertó que desde su llegada al Ministerio de Obras Públicas registraron una deuda de más de 35.000 millones de pesos de obras «que dejaron sin pagar».

«En Vialidad nos encontramos con funcionarios de los dos lados del mostrador, que tenían cargos pero habían trabajado en las empresas de obra pública. Con la crisis del 2018, cuando Macri golpea las puertas del FMI y profundizan el modelo de apertura y endeudamiento, empiezan a suspenderse las obras públicas», afirmó Katopodis.

Melisa Delgado Niglia