Compartir

El Senado aprobó cambiar la fecha para el 24 de agosto y hay polémica
De convertirse en ley, se celebraría junto al Día del Niño. También si oponen los fabricantes de juguetes.

La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) expresó su desacuerdo respecto al proyecto de ley que fijaría la celebración del Día del Padre el 24 de agosto de cada año como homenaje al General Don José de San Martín y que obtuvo media sanción la semana pasada en el Senado de la Nación.
“En Argentina, desde la década del ’60, se festeja el tercer domingo de junio. Cambiarlo perjudicaría a la gente y confundiría su celebración”, argumentó la Entidad.
Desde la Cámara consideraron que más allá de lo loable de la propuesta en cuanto a valorar a nuestro prócer, creen necesario señalar que en un momento de difícil contexto económico afectaría gravemente a los sectores involucrados.
“Cabe recordar que en el mes de agosto ya se celebra el Día del Niño y esto hace poco probable que la familia pueda disponer de suficiente dinero para ambas fechas”, indicó.
También la Cámara del Juguete se opone al cambio de fecha y su president Matías Furio, sostuvo que
“el tercer domingo de agosto, históricamente, se celebra el Día del Niño, con lo cual instamos a los legisladores a evaluar las implicancias que tendría cambiar la fecha del Día del Padre para el mes de agosto”.
El empresario recordó que, más allá de la cuestión comercial, la entidad colabora “desde el año 1945 con muchísimas organizaciones civiles para el festejo del Día del Niño en hospitales, merenderos y centros comunitarios, regalando decenas de miles de juguetes y mensajes de amor a nuestros niños”.
“Esta tradición no puede romperse por el capricho de un legislador”, añadió Furio, quien además sugirió que la Cámara de Diputados “asigne los recursos del proyecto de ley para fortalecer el desarrollo de las pymes en vez de destruirlo como el proyecto del senador Julio Cobos”.
“El Día del Niño no puede ser cambiado, ya que ha demandado casi 60 años instalarlo en el inconsciente colectivo”, concluyó el presidente de la Cámara del Juguete, Matías Furio.

Compartir

Comentarios