La economía argentina registró una fuerte contracción del 5,8% en los primeros tres meses del año en comparación con igual período de 2018 y alcanzó de ese modo el cuarto trimestre consecutivo en recesión, informó hoy el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

El sondeo oficial reveló pronunciadas caídas en sectores clave de la actividad, como el consumo, la inversión y la producción industrial.

En el cuarto trimestre del 2018, el derrumbe había trepado al 6,1% en la medición interanual; en el tercero había caído 3,7% y el segundo, 3,8%, en la misma comparación.

Los datos confirman que la salida del proceso recesivo aún se encuentra lejana, tal como también lo señalan los informes de consultoras privadas.

El nivel del PIB en el primer trimestre es un 2% más bajo que en el cuarto trimestre de 2018, agregó el organismo que conduce Jorge Todesca.

La medición en la versión desestacionalizada del primer trimestre de 2019, con respecto al cuarto trimestre de 2018, arroja una variación negativa de 0,2%, mientras que la tendencia ciclo muestra un resultado positivo de 0,1%.

De acuerdo con el informe del INDEC la oferta global, registró una caída del 13,3%, con respecto al mismo período del año anterior, por la baja de 5,8% del PIB y de 24,6% en las importaciones de bienes y servicios reales.

Las inversiones registraron una disminución de 24,6%, el consumo privado cayó 10,5% a diferencia del público que mejoró 2% y las exportaciones de bienes y servicios reales registraron un crecimiento de 1,7%.

Según el informe oficial, el sector agricultura, ganadería, caza y silvicultura creció 7,7% en el primer trimestre con respecto a igual lapso del año anterior, lo que permitió alivianar la caída.

El valor agregado del sector pesca observó un crecimiento interanual de 5,5% y la explotación de minas y canteras retrocedió 1,1%.

 La industria manufacturera registró una baja en el nivel de actividad de 10,8% y el nivel de actividad del sector electricidad, gas y agua decreció 5,2% durante el primer trimestre respecto del mismo período de 2018.

La actividad de la construcción tuvo una baja de 6,8% en el primer trimestre y el comercio mayorista y minorista, y reparaciones tuvo una caída de 12,6%.

El sector hoteles y restaurantes registró una baja de 1,7% y el transporte, almacenamiento y comunicaciones mostró un decrecimiento de 4,0%.

Durante el transcurso del primer trimestre, la actividad de intermediación financiera observó un decrecimiento de un 10,3%, informó el INDEC.

 El sector actividades inmobiliarias, empresariales y de alquiler experimentó una baja de 1,9% y la administración pública, defensa y planes de seguridad social de afiliación obligatoria presentó una baja de 0,3%.

En tanto, el sector de enseñanza mostró un aumento de 1,1%; los servicios sociales y de salud tuvieron un incremento de 0,1% y otras actividades de servicios comunitarios, sociales y personales decreció un 1,9%.

NG