Lo asegura un estudio realizado por el Centro de Economía Política Argentina (CEPA).

En un documento analizan las causas y consecuencias que llevaron a concurso y quiebra a empresas de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la Provincia de Buenos Aires y la Provincia de Córdoba durante los primeros meses del año.

Según el informe desde mayo de 2018 el nivel de actividad ha decrecido considerablemente y atribuyen como factor principal al proceso de retracción en el consumo que afectó de manera considerable las ventas.

En total es un promedio de 7 empresas que entraron en concurso o quebraron por día hábil y si este número se proyecta al total del país, a diario, son 11 empresas  las que quebraron o entraron en concurso aseguran los profesionales de CEPA, este dato representa tanto un indicador de la gravedad de la crisis económica actual, como una alerta sobre el riesgo sistémico en el futuro cercano de continuarse tensionando la cadena de pagos y el deterioro sobre la situación financiera de las empresas.

LF