Bernardino Ávila, uno de los detenidos, es el fotógrafo que retrató la imagen de una jubilada tras la represión en el verdurazo, la cual conmocionó al país. Denuncian que la policía fue a buscarlo directamente.

Anoche, miércoles, pasadas las 22, fueron liberados los fotoperiodistas y los trabajadores de la cooperativa Mad que habían sido detenidos durante el «cuadernazo» realizado frente al Congreso para denunciar irregularidades en la licitación para la fabricación de manuales escolares que realizó el ministro de Educación que conduce Alejandro Finocchiaro.

Los efectivos intentaron impedir el corte y reprimieron a los manifestantes. Denuncian que el blanco de la policía de la Ciudad fueron los periodistas y que fue por eso que se dirigieron Ávila para llevárselo, quien tomó la fotografía más emblemática del último verdurazo, también con represión.

Junto a Ávila también fue detenido Juan Pablo Barrientos, fotógrafo de la Revista Cítrica, y Lucas Martínez, periodista de El Destape, fue golpeado mientras filmaba con su celular las detenciones.

AgenHoy Digital