Desde la agrupación Monotributistas Organizados explicaron que el incremento era “inafrontable” y pidieron que se congele el impuesto por 180 días. Marcharán mañana desde las 10.00 a las puertas de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) para reclamar contra el aumento del 51% en el valor del impuesto.

Según las estadísticas de la AFIP, 3,2 millones de personas son monotributistas. Sobre ese total 365 mil corresponden a la categoría de monotributista social, 2,3 millones son “puros” y alrededor de 700 mil tienen otro ingreso ya sea en relación de dependencia, por jubilación o pensión.

Si bien existen 11 categorías, el 81% del total de inscriptos está concentrado en las cuatro más bajas. Como contracara, en las tres más altas hay apenas 6.753 personas. Frente a este aumento, estipulado en la ley 27.346, los organizadores de la marcha buscan que el gobierno reconozca su situación y aplique un plan de congelamiento de 180 días, al igual que los boletos de transporte y las tarifas de los servicios públicos.

En diálogo con la 97.7, Jimena Díaz, miembro de Monotributistas Organizados, explicó que “representamos al 49% de los trabajadores activos del país según el INDEC. No tenemos vacaciones pagas, aguinaldo, bono de fin de año, convenio colectivo de trabajo. Un aumento del 51% es inafrontable”.

Y agregó: “Además hay que pagar ingresos brutos y contador. El nuevo aumento lleva a quienes se encuentran en la categoría mínima a pagar $1.955 por mes por una facturación mensual de $17.000, es inafrontable”.

Melisa Delgado Niglia