El precandidato presidencial Alberto Fernández resaltó esta mañana que los resultados de los estudios que le realizaron en el Sanatorio Otamendi «fueron normales», pese a que le detectaron «una fuerte inflamación en la pleura» que le provocó «un dolor muy feo».

 «El lunes tuve un día muy agitado con mucha tos y me dolía la espalda. Me fui al Otamendi, me hicieron una tomografía y me detectaron una fuerte inflamación en la pleura. Me hicieron un chequeo integral, la inflamación en la pleura es un dolor muy feo», sostuvo el ex jefe de Gabinete.

 En diálogo con Radio Continental desde su habitación del Sanatorio Otamendi, el postulante opositor afirmó que está «espléndido» y subrayó: «No me estresa la campaña».

 «Todos los resultados fueron normales, no tuve ningún embolia pulmonar, siempre estuve en un cuarto normal. Sin fiebre», añadió.

NG