El reconocido actor y director se refirió al recordado personaje que encarnó y su significado con vigencia en la actualidad. Además habló de su presente y de la situación del teatro.

«Estoy contento. Estaremos toda la semana entre Córdoba y San Luis haciendo Rotos de amor, con hermosos compañeros», señaló el actor, haciendo referencia a Hugo Arana, Osvaldo Laport y Víctor Laplace (quien en esta gira tiene reemplazo por enfermedad).

Sobre este proyecto remarcó: «Esta obra habla de algo de lo que por lo general los hombres no hablan; del amor y del fracaso en el amor.«

En tanto, el artista hizo mención a la concurrencia de la gente al teatro: «Yo no tiendo a simplificar, aunque podría decir que está en decadencia, pero el tema es mucho más complejo y tiene que ver con los grados económicos que el país está pasando. Hay una merma del teatro donde el sufrimiento es por igual, para el actor y para el empresario».

«Hay que darle más apoyo desde el Estado», enfatizó y añadió: «Hay que hacer un esfuerzo para ir a ver la obras porque Buenos Aires tiene 230 salas, es uno de los países que más teatro tiene en el mundo, probablemente ocupa el tercer o cuarto lugar en el mundo y hay que asistir para que no se pierda».

También, el entrevistado reflexionó en retrospectiva sobre la emblemática obra de teatro La Nona: «Es una obra de Roberto Tito Cossa, y creo que él habla del poder. La nona no es solamente una viejita familiar que se come todo lo que encuentra. La nona es el poder, se come el país, el mundo, los seres humanos, porque el poder no reconoce el mundo».

«Tiene vigencia en la actualidad. Millones de argentinos no llegan a fin de mes y tienen que pagar las cuentas; y hay promesas pero en la realidad, nada», manifestó.

Y le dedicó unas palabras al trabajo de Linda Peretz en La Casa del Teatro: «Fue fundada en su momento por Regina Pacini de Alvear, quien tomó esta iniciativa para que los actores pudieran recibir una ayuda en momentos difíciles de su vida. Es un lugar maravilloso. Mis compañeros que se alojan allí tienen prácticamente un servicio de hotel».

En ese sentido resaltó: «Este trabajo lo lleva adelante actualmente una gran amiga mía, Linda. Quiero agradecerle porque yo estuve estuve 12 años en Actores y luego en SAGAI, y sé lo que es el esfuerzo de mantener viva una tarea donde las ayudas no son tantas como uno deseara.»

Escuchá la nota completa:

Carolina Bisgarra