Según informa el periodista Horacio Alonso en Ámbito Financiero, concesionarias de Volkswagen y Renault suspendieron las operaciones durante la tarde de ayer ante la escalada de la moneda estadounidense.

Por su parte, General Motors adelantó a su red de ventas que los precios de sus vehículos aumentarán un 6% a partir de abril.

Otra marca que aumentará sus precios es Toyota, que prevé subir un 1% los valores en toda su gama, menos el modelo SW4.

La suba del dólar impacta fuerte en la industria automotriz debido a que el 70% de los autos que se venden en el país son importados, en tanto que la mayoría de las piezas de los fabricados en la Argentina también provienen del exterior.

La suspensión de las ventas y el aumento de precio en los 0 km coincide con una merma del 60% en los patentamientos registrada en marzo respecto al mismo mes de 2018.

Melisa Delgado Niglia