El Senado de la Nación aprobó hoy por unanimidad el protocolo para sesionar virtualmente. Lo hará mientras se extienda el aislamiento social y obligatorio como consecuencia de la pandemia.

En la primera votación remota, en la que seis legisladores debieron expresar su voto a viva voz por problemas técnicos, los senadores avalaron el mecanismo mediante el cual se desarrollarán las sesiones hasta que se levanten las restricciones sanitarias.

El primer artículo establece la realización de sesiones virtuales mediante videoconferencia de modo excepcional por 60 días, plazo que podrá ser prorrogado.

El protocolo aprobado establece que las sesiones tratarán sobre medidas específicas en el marco de la emergencia sanitaria. Además, sobre leyes que requiera el Poder Ejecutivo y las iniciativas que a criterio del Congreso sean necesarias para combatir la Covid-19.

La modalidad acordada es la de videoconferencia a través de la plataforma Cisco Webex, que funcionará de forma integrada con herramientas de Microsoft.

Los senadores y senadoras ingresarán a la plataforma con un código de acceso individual. Funcionarios del Registro Nacional de las Personas (Renaper) o del Registro Civil de cada provincia entregarán los códigos.

Oficiales de esas dependencias estarán presentes en los diferentes organismos oficiales, en los despachos o en los domicilios autorizados de los senadores. Validarán su identidad con dos tecnologías disponibles de identificación biométrica: toma de huella dactilar o comparación de rostro.

El sistema que se utilizará es un software de alto rendimiento, posicionado entre el primero y el segundo lugar en los rankings mundiales.

Una vez validada la identidad, el protocolo establece que se debe contabilizar la presencia de cada senador y senadora en el tablero del recinto, ubicado en el Palacio Legislativo, para computar quórum.

Liliana Lopez