La justicia de Yemen los halló culpables de un aberrante crimen y ordenó que sean disparados por la espalda. Imágenes sensibles.

Nando Rodriguez