Compartir

La gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, adelantó que implementarán el retiro voluntario para los más de 300 mil docentes que tiene la provincia de Buenos Aires, al igual que el que rige para los estatales.


Así lo reveló la mandataria en declaraciones radiales, en donde además admitió que hasta la fecha solo “250 personas” se inscribieron al retiro que está disponible para la administración pública central desde junio de este año. Sobre el retiro voluntario para los maestros, una novedad que llega en medio del primero de los dos paros docentes que realizan por aumento salaria, Vidal dijo que “lo estamos implementando”, y que se pondrá en marcha en las próximas semanas.
Sin embargo, sostuvo que el retiro voluntario de los todos los empleados del Estado “no es una política central del gobierno” y que “no tememos la mirada puesto en eso”.
En otro orden expresó que la adhesión a los paros docentes son de “alrededor del 50%”, pero recordó que en lo que va del año ya se realizaron “20 días de paro”. “Nos parece un exceso, hicimos 18 reuniones y 9 propuestas”, afirmó.
El retiro voluntario para los empleados públicos fue promulgado por el gobierno en junio. Estableció que “podrán optar por el retiro voluntario todos aquellos agentes que revisten en las Plantas Permanentes con Estabilidad, que a la fecha de entrada en vigencia del presente registren una antigüedad de DOS (2) años o más e inferior a los veinticuatro (24) años en la Administración Pública y le faltaren más de cinco (5) años para acceder a un beneficio jubilatorio”.
En su artículo 4º, la norma dispuso la indemnización que recibirán los empleados que se acojan al retiro, la que va de 10 a 30 sueldos, de acuerdo a la antigüedad en el empleo.

Compartir

Comentarios