El informe “Distribución del Ingreso” precisó que el 10% más pobre de la población explicaba el 1,5% de los ingresos al cierre del cuatro trimestre del año, mientras que el 10% más rico representaba el 31% del total.