Lo dijo la coordinadora de la Región Sanitaria VI de Hemoterapia, Laura González. Convocó a donar sangre como un hábito voluntario y sistemático, porque es un “acto de amor”.

La especialista destacó que “no hay que esperar a vivir un momento difícil para acordarse de donar sangre. Hay que pensar en el otro porque literalmente es dar vida. Es importante que lo hagamos en forma voluntaria y siempre, que generemos ese hábito”.

Insistió en que “hay que hablarlo con los chicos en casa, para que antes del tatuaje, que está de moda, pongamos de moda donar sangre”.

Aclaró que, contrariamente a lo que se cree, los que tienen tatuajes pueden donar sangre. “Cuando te hacés un tatuaje o te ponés un piercing hay que dejar pasar un año para donar sangre. El tema está en la tinta, uno de los virus más resistentes es el de la hepatitis C, que vive mucho tiempo en la tinta que se suele compartir”.

La doctora González explicó que las enfermedades que se estudian cuando se dona sangre son el chagas, que es un virus endémico de algunas zonas, la sífilis, una enfermedad venérea que ahora aumentó mucho porque la gente no se cuida en las relaciones sexuales.

También se busca la brucelosis, enfermedad que se contrae al comer chacinados o esas cosas en las rutas, la hepatitis B, la C y el HIV.

“Cuando vas a donar se hace un estudio serológico de todas esas enfermedades. Si te da positivo para alguna de ellas te envían una carta en absoluta confidencialidad a tu casa y te citan al hospital”, señaló en diálogo con Bienestar y Otras yerbas.

Requisitos

Recordó que “para donar tenés que pesar más de 50 kilos, estar en buen estado de salud, dejar pasar 28 días después del último síntoma compatible con covid. Además, si te vacunaste dejar pasar 3 días. Si tuviste Hepatitis cuando eras chico podés donar, ese es otro mito. A partir de los 16 años uno ya está apto para donar sangre hasta los 65. Las mujeres pueden donar cada 3 meses, los hombres cada 2”.

ESCUCHÁ LA NOTA COMPLETA ACÁ