El intendente de La Matanza, Fernando Espinoza, recorrió la Universidad Nacional de La Matanza junto al rector, Daniel Martínez. Habló con los estudiantes universitarios que están retomando la presencialidad. La UNLaM cuenta con más de 55 mil alumnos de los cuales el 92% son primera generación de estudiantes universitarios de su familia.

“Para construir la Argentina pospandemia nosotros escuchamos e interpretamos los sueños de las nuevas generaciones”, expresó Fernando Espinoza. Y sostuvo: “Apoyamos y confiamos en nuestras juventudes. Es un orgullo que el Frente de Todos de La Matanza tenga la lista con más jóvenes de toda la Argentina; con candidatos que representan al empresariado, a los estudiantes y al movimiento obrero”.

“Desde La Matanza, la Quinta Provincia argentina demográficamente hablando, ponemos a Brenda Vargas Matyi, de 26 años, como candidata a diputada nacional; para representar a nuestra juventud”, dijo el jefe comunal.

Y enfatizó: “A partir del 10 de diciembre, Brenda, será la diputada nacional más joven de toda la Argentina”.

En cambio, “el macrividalismo decía que no había que abrir ni ampliar universidades porque, según ellos: ‘los pobres no llegan a la universidad’. Para nosotros, más que las palabras valen los hechos. Por eso me enorgullece decir que, en la UNLaM, el 92% de las y los estudiantes son hijos de trabajadores; y primera generación de estudiantes universitarios de la familia”, enfatizó. Y remarcó: “Con nosotros los hijos de los trabajadores van a la Universidad”.

Por su parte, el rector de la Universidad Nacional de La Matanza, Daniel Martínez, manifestó: “Estamos retomando la presencialidad con diversos protocolos. Se respeta la distancia social, la ventilación en las aulas. Las materias que son teóricas cuentan con un 30% de presencialidad mientras que las prácticas son presenciales al 100%. También tenemos habilitados sistemas especiales como los túneles que están ubicados en los ingresos. Detectan la temperatura de los trabajadores, los alumnos y los profesores que ingresan a la Universidad”.

“En La Matanza seguimos ampliando las inversiones para la educación, como lo hicimos durante toda la pandemia”, indicó el jefe comunal. Y agregó: “Con la UNLaM y con el Centro Universitario de la Innovación, el municipio pasó a ser la Ciudad Universitaria del Gran Buenos Aires”.

“Esto hace que La Matanza tenga dos casas de altos estudios, públicas, gratuitas y de calidad”, sostuvo Fernando Espinoza y recalcó: “Nosotros apostamos a que, a través de la educación, los chicos de toda la Argentina puedan tener un futuro distinto. Cuando un chico se recibe en la Universidad cambia su vida, la de su familia y la de su ciudad”.

“Vamos por un país con más educación, más trabajo y con el protagonismo de la juventud en la toma de decisiones”, remarcó el jefe comunal y concluyó: “Está renaciendo una nueva Argentina, una nueva provincia y una nueva Matanza.”