Lo dijo el ministro de Salud, al presentar el programa que pondrá un 68 por ciento más de medicamentos en los botiquines que reciben los centros de salud. Se beneficiarán más de 15 millones de personas.

Remediar fue relanzado por el presidente Alberto Fernández en un encuentro con los gobernadores de Buenos Aires, Axel Kicillof; de Santa Fe, Omar Perotti; de Entre Ríos, Gustavo Bordet; de La Rioja, Ricardo Quintela; de Neuquén, Omar Gutiérrez; de Santiago del Estero, Gerardo Zamora; de Misiones, Oscar Herrera Ahuad; de Chaco, Jorge Capitanich; de San Luis, Alberto Rodríguez Saá; de La Pampa, Sergio Ziliotto, y de Jujuy, Gerardo Morales. También estuvieron los vicegobernadores de Catamarca, Rubén Dusso, y de Córdoba, Manuel Calvo.

La nueva etapa del plan fue presentada por el ministro de Salud, Ginés González García, quien lo consideró como “un hito central de la política sanitaria” y señaló que es “federal porque llega a todos los centros de salud de toda la Argentina”.

El Programa funciona en conjunto con la red compuesta por 8000 Centros de Atención Primaria de la Salud e instituciones sanitarias de todo el país, que reciben más de 14 mil botiquines para cubrir el 80 por ciento de las consultas que se realizan en el primer nivel de atención.

Los pacientes que no tienen cobertura de obra social y no pueden adquirir los medicamentos los reciben directamente en cantidades acordes con las dosis y duración del tratamiento prescripto de manera totalmente gratuita siempre que formen parte del vademécum de Remediar.

A partir del relanzamiento del Programa, los botiquines pasarán de tener 34 a 50 medicamentos.

La implementación del Remediar además permite optimizar el presupuesto en Salud, al conseguir una reducción del 75 por ciento respecto al precio de mercado en la compra de los medicamentos; mejora la economía familiar de quienes necesitan los remedios, y garantiza la transparencia por medio de la compra centralizada y la distribución directa a los centros de salud.